Liberando a mi auténtica Victoria

Limpiando el alma de inseguridades, automatismos y medias verdades, de oquedades, de olvidos, de traidores. Únicamente dejando inquietud, lunares, ambición y excentricidades. Jugando con la vida, no con los sentimientos. Encontrando mi equilibrio, conectando mis desequilibrios. Modelando en la realidad el sueño, atando cabos, afrontando miedos. ¿Un gesto? La sonrisa del corazón. ¿Una mirada? La mirada limpia de la sabia aunque perturbadora verdad. Porque estoy perdido y retrasado, pero aunque ando sólo, no dejo de caminar. Al rededor nacen pasiones, amores, hijos, grandes amistades y el tiempo se detuvo en mi interior no dejando ver más allá de la singularidad de mi esencia, no dejando entrar mas que a visitantes; mirada concentrada y dispersa, pero como brújula apuntando siempre a un norte, el estigma y el horizonte.

Vacío de transigencia, lleno de amor. Vacío de entendimiento, lleno de sin razón.
Escribiendo un destino con la sangre que mana de mi pecho enloquecido.
Mi aventura, mi deseo, mi sino. Encerrado pero abierto. Una cima y un abismo.
Un libro esférico que explosiona e implosiona en espiral.
El vórtice de mi espejo.

Porque ya no me quedan fuerzas para dejar de luchar.
Porque mi raíz sigue brotando aunque la vuelvan a cortar.
Porque sigo siendo el cuerdo de este manicomio.
Porque me han inventado y ahora tengo que crear.

Hay chispa en mi mirada.
Soy un vector que apunta a alcanzar.
De radical he sido tachado.
Siempre con causas que se han de ganar.
Respira conmigo, haz un esfuerzo, nos llegan aires de Libertad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario